Noticias

El 18 de febrero es el cuarto aniversario de la Secretaría conjunta de BRS
La Secretaria Ejecutiva Adjunta de BRS, Kerstin Stendahl, resume las lecciones aprendidas durante los 10 años de trabajo con sinergias.

El 18 de febrero es el cuarto aniversario de la Secretaría conjunta de BRS

El 18 de febrero es el cuarto aniversario de la Secretaría conjunta de BRS
 
El Reino de Swazilandia presenta una notificación récord de 36 respuestas sobre la importación
La Autoridad Ambiental de Swazilandia, dependiente del Ministerio de Asuntos de Turismo y Medio Ambiente, hizo una notificación de 36 respuestas sobre la importación en cumplimiento de sus obligaciones de aplicación.

El Reino de Swazilandia presenta una notificación récord de 36 respuestas sobre la importación

El Reino de Swazilandia presenta una notificación récord de 36 respuestas sobre la importación
 
Vea el último vídeo de ciencia BRS
La nueva película muestra cómo la ciencia sustenta la toma de decisiones de los 3 convenios BRS.

Vea el último vídeo de ciencia BRS

Vea el último vídeo de ciencia BRS
 
Solicitud de opiniones relativas al cumplimiento
El Presidente de la CdP invita las Partes a compartir sus opiniones relativas a las cuestiones pendientes, antes del 15 de abril 2016.

Solicitud de opiniones relativas al cumplimiento

Solicitud de opiniones relativas al cumplimiento
 
Fortalecimiento institucional para la aplicación de los Convenios BRS
El Consejo Ejecutivo del Programa Especial del PNUMA celebrará su primera reunión del 2 al 3 de febrero 2016 en Ginebra, Suiza.

Fortalecimiento institucional para la aplicación de los Convenios BRS

Fortalecimiento institucional para la aplicación de los Convenios BRS
 
¿Qué repercusiones ha tenido la reciente 11ª reunión del CEPQ?
Entrevista de Charlie Avis, Oficial de Información al Público de BRS, a Yun Zhou, Oficial Técnico de la Secretaría del Convenio de Rotterdam en la FAO, Roma

¿Qué repercusiones ha tenido la reciente 11ª reunión del CEPQ?

¿Qué repercusiones ha tenido la reciente 11ª reunión del CEPQ?

Entrevista de Charlie Avis, Oficial de Información al Público de BRS, a Yun Zhou, Oficial Técnico de la Secretaría del Convenio de Rotterdam en la FAO, Roma

Charlie Avis (CA): Buenos días, Yun, ustedes deben de estar muy atareadas actualmente con la labor de dar seguimiento a la reciente reunión del CEPQ, gracias por venir. La primera pregunta que le quisiera hacer es: ¿qué papel desempeña exactamente este órgano científico subsidiario en el trabajo del Convenio?
Yun Zhou (YZ): Buenos días, Charlie, y muchas gracias. Sí, efectivamente, estamos todos muy atareados en aprovechar los resultados de tan exitosa reunión. El CEPQ – o sea, el Comité de Examen de Productos Químicos, para mencionar su nombre completo – está formado por 31 expertos en la gestión de productos químicos que fueron designados por la Conferencia de las Partes en el Convenio de Rotterdam y que son los responsables de realizar el examen científico de los productos químicos propuestos para su inclusión. Sobre la base de las recomendaciones del Comité, la Conferencia de las Partes adopta una decisión final en cuanto a incluir un producto químico en el anexo III del Convenio.

CA: Entonces, en realidad el Comité prepara el camino para las decisiones que deberán adoptar las Partes en su Conferencia, momento en que estas decisiones se hacen vinculantes. Dígame, por favor, qué decisiones ha adoptado el Comité hasta el momento.
YZ: En su décima reunión, el CEPQ adoptó decisiones en cuanto a recomendar la inclusión de las parafinas cloradas de cadena corta y de los compuestos de tributilo de estaño en el anexo III del Convenio como productos químicos industriales. Luego, el Comité elaboró proyectos de documentos de orientación para la toma de decisiones sobre estos productos químicos y los  aprobó en su 11ª reunión. El Comité también convino en que al menos dos notificaciones de medidas reglamentarias firmes de dos regiones del CFP para el carbofurano y el carbosulfán reunían los criterios establecidos en el anexo II del Convenio, y por ello recomendó la inclusión de estos productos químicos como plaguicidas en el anexo III del Convenio. El Comité elaborará proyectos de documentos de orientación para la toma de decisiones y los someterá a consideración en su próxima reunión en septiembre de 2016.

CA: Con respecto a los dos plaguicidas que usted menciona, el carbosulfán y el carbofurano, ¿pudiera darme una idea de los usos que se les ha dado y en qué partes del mundo?
YZ: Por supuesto. El carbofurano y el carbosulfán se utilizan para el control de plagas en una amplia variedad de cultivos agrícolas. Para solamente mencionar algunos ejemplos, en la Unión Europea el carbofurano se utilizaba para el control de insectos de los terrenos donde se cultiva maíz, remolacha azucarera y girasoles. En Canadá se utilizaba en el girasol, el maíz, la remolacha azucarera, la patata, las frambuesas y las fresas. En los países del Sahel se utilizaba en diversos vegetales, frutas y otros cultivos, así como en los bosques. En cuanto al carbosulfán, este se utilizaba en el maíz, la remolacha azucarera, los cítricos y el algodón. El examen de estos dos plaguicidas realizado por el CEPQ fue motivado por las notificaciones presentadas por la Unión Europea y siete países del Sahel, y en el caso del carbofurano, también por Canadá. Estos países convinieron en que los riesgos que estos dos plaguicidas causan a la salud humana y al medio ambiente eran inaceptables y por ende los prohibieron.

CA: Y ¿qué significa para las Partes en términos de obligaciones el hecho de que estos dos productos químicos estén incluidos en el anexo?
YZ: Los productos químicos incluidos en el anexo III del Convenio están sujetos al procedimiento de Consentimiento Fundamentado Previo o CFP. El procedimiento CFP es un mecanismo para obtener y difundir las decisiones de las Partes importadoras sobre la importación de los productos químicos incluidos en el anexo III y para garantizar que las Partes exportadoras cumplan dichas decisiones.

Cada producto químico incluido en el anexo III cuenta con un documento de orientación para la toma de decisiones (DOD) que se ha puesto a disposición de todas las Partes. Los documentos de orientación para la toma de decisiones tienen como propósito ayudar a los gobiernos a evaluar los riesgos asociados al manejo y uso de cada producto químico y a tomar decisiones más fundamentadas sobre la futura importación y utilización del producto químico, teniendo en cuenta las condiciones locales.

En el caso de cada producto químico incluido en el anexo III, todas las Partes tienen que tomar la decisión de si van a permitir o no su importación en el futuro, y enviar dicha decisión (respuesta sobre la importación) a la Secretaría. Cada seis meses la Secretaría publica las respuestas sobre la importación en la Circular CFP. Las Partes exportadoras tienen que garantizar que las exportaciones de los productos químicos incluidos en el anexo III no contravengan la decisión de cada Parte importadora. Las Partes exportadoras garantizan que las respuestas sobre la importación publicadas en la Circular CFP sean notificadas inmediatamente a sus exportadores, a la industria y a las demás autoridades pertinentes.

CA: Muy bien. Volviendo al CEPQ, ¿existe aún "chance" de proponer otras decisiones antes de la celebración de la Conferencia de las Partes?
YZ: Sí, el CEPQ se volverá a reunir en septiembre de 2016 para examinar los productos químicos propuestos y para proponer decisiones sobre otras inclusiones si cumplen los criterios establecidos en el Convenio. Para ello, las Partes en el Convenio tienen que presentar notificaciones de medidas reglamentarias firmes sobre productos químicos prohibidos o rigurosamente restringidos. De hecho, se exhorta a los países en desarrollo y a los países con economías en transición a que presenten propuestas sobre las formulaciones plaguicidas que causan problemas para la salud humana o al medio ambiente en las condiciones de uso en sus países. El CEPQ espera que las Partes presenten sus propuestas en tiempo.

CA: ¿Qué trabajo se está realizando en el tiempo que aún queda?

YZ: Se está trabajando mucho desde ahora. Para cada uno de los productos químicos incluidos en el anexo III, el CEPQ elabora un documento de orientación para la toma de decisiones con vistas a ayudar a los gobiernos a tomar decisiones fundamentadas sobre las futuras importaciones de esos productos químicos. De conformidad con lo que se decidió en la actual reunión, el CEPQ comenzó inmediatamente a elaborar el DOTD para el carbofurano y el carbosulfán, el cual se concluirá en su próxima reunión y se presentará a la Conferencia de las Partes junto con las recomendaciones del CEPQ de incluir estos plaguicidas en el anexo III. Con vistas a hacer más eficiente su trabajo, dos meses antes de la verdadera reunión, el CEPQ comenzará el examen preliminar de la información que presenten las Partes, la cual con frecuencia es voluminosa.  El mandato de los miembros del Comité es de cuatro años. En mayo de 2016, aproximadamente la mitad de los miembros actuales del Comité serán sustituidos por nuevos miembros. En vista de la próxima reunión del CEPQ en septiembre de 2016 y de la importante entrega que se demanda de los miembros para el trabajo entre las reuniones, es importante capacitar a los nuevos miembros y aportarles las herramientas apropiadas. En abril de 2016 se va a organizar un taller de orientación para familiarizar a los miembros con la función y el mandato del CEPQ, así como con sus procedimientos operacionales y su orientación en cuanto a las políticas. El taller servirá de plataforma para el intercambio de experiencias, la transmisión de conocimientos y el fomento de relaciones de trabajo eficientes entre los miembros del Comité. La Secretaría apoya al CEPQ en la realización de todas estas actividades. Ciertamente es muy reconfortante trabajar con un Comité tan competente y dedicado.

CA: Por último, el Convenio es administrado conjuntamente por la FAO en Roma y el PNUMA en Ginebra. ¿Puede decir algo con respecto a esta responsabilidad compartida y a cómo funciona en la práctica?
YZ: Sí, el equipo que apoya al CEPQ está formado por personal de ambas partes de la Secretaría que trabaja en estrecha colaboración. Se elabora conjuntamente un plan  de trabajo que define claramente las responsabilidades de cada miembro del equipo y que nos ayuda a notificar y monitorear el avance del trabajo. Con respecto a la asistencia técnica al Comité, los colegas de la FAO se están encargando de los plaguicidas, mientras que los colegas del PNUMA se ocupan de los productos químicos industriales. Como la reunión se celebró en la sede de la FAO, también recibimos apoyo logístico de las correspondientes divisiones de la organización.  

CA: Muchas gracias por dedicarnos su tiempo y le deseamos mucha suerte en esta importante labor.
YZ: Muchas gracias.

Circular CFP disponible
Circular CFP actual XLII Diciembre 2015 ya está disponible.  

Circular CFP disponible

Circular CFP disponible

 

 

Ginebra, promesa de paridad de género
La Secretaría entrega la promesa firmada de BRS Ginebra sobre la Paridad de Género al Sr. Michael Moller, Director General de la ONUG.

Ginebra, promesa de paridad de género

Ginebra, promesa de paridad de género

 

Progresos en el diálogo subregional en Portugal
Cinco países de habla portuguesa de África se reúnen en la Representación de la FAO en Portugal para identificar acciones clave sobre el impacto social y ambiental del uso de plaguicidas.

Progresos en el diálogo subregional en Portugal

Progresos en el diálogo subregional en Portugal

 

La movilidad del personal de la FAO impulsa la prestación del Convenio en África del Norte
El especialista en agricultura de BRS, Mohamed El Hady Sidatt, se trasladó a la Oficina Subregional para África del Norte mientras Túnez aprueba las leyes para ratificar el Convenio de Rotterdam.

La movilidad del personal de la FAO impulsa la prestación del Convenio en África del Norte

La movilidad del personal de la FAO impulsa la prestación del Convenio en África del Norte

Mohamed El Hady SIDATT, especialista en agricultura de la Secretaría del Convenio de Rotterdam en Roma, tuvo la oportunidad, en virtud de la política de movilidad de la FAO, de trasladarse el 1 de noviembre de 2015, a la oficina subregional de la FAO para África del Norte, en Túnez, dónde continúa trabajando a tiempo completo en cuestiones del Convenio de Rotterdam, centrándose en particular en la prestación de asistencia técnica en países de África y del Cercano Oriente.

El 20 de octubre de 2015, el Parlamento tunecino aprobó y publicó una ley para ratificar el Convenio de Rotterdam, un paso clave en el proceso de ratificación. "¡Esperamos pronto dar la bienvenida a Túnez como parte n° 155 del Convenio de Rotterdam!", señaló Bill Murray, Secretario Ejecutivo del Convenio de Rotterdam. "Esto ha ocurrido en parte, gracias a la estrecha colaboración entre la Secretaría y sus colegas de la Oficina Regional para el Cercano Oriente. El Hady está en una posición apropiada para apoyar a Túnez en la aplicación del Convenio de Rotterdam. Su presencia en Túnez fortalecerá el contacto con los países, tanto en el fomento de la ratificación de los Estados no Partes como en un mejor entendimiento, respondiendo a la necesidad de las Partes en la aplicación del Convenio. Esto incluye temas clave como la identificación de alternativas a los productos químicos propuestos”.

El Hady realiza durante sus primeros días en Túnez la presentación sobre la labor del Convenio y la gestión de plaguicidas a los periodistas de Argelia, Marruecos, Mauritania y Túnez. Esperamos recibir más noticias positivas de la oficina sub-regional a su debido momento.

Taller de Kirguistán busca enfoques integrados
Los participantes, provenientes del gobierno, de la FAO y el PNUMA, se reunieron en Bishkek, Kirguistán, del 16 al 18 noviembre 2015 para discutir sobre las sinergias y enfoques integrados para la gestión racional de plaguicidas y productos químicos.

Taller de Kirguistán busca enfoques integrados

Taller de Kirguistán busca enfoques integrados
 
Gran paso de los 14 países de África Austral hacia la aplicación del Convenio de Rotterdam
Foro de reglamentadores de Plaguicidas de África Austral (SAPREF) sobre la planificación estratégica.

Gran paso de los 14 países de África Austral hacia la aplicación del Convenio de Rotterdam

Gran paso de los 14 países de África Austral hacia la aplicación del Convenio de Rotterdam

La Secretaría del Convenio de Rotterdam unió fuerzas con el Equipo para el Manejo de Plaguicidas de la FAO y con asociados internacionales a fin de organizar un taller de planificación estratégica para miembros del Foro de Reglamentadores de Plaguicidas de África Austral (SAPReF), en Harare, del 27 al 30 de julio. El objetivo del taller consistió en idear un plan de acción estratégico dirigido a reducir los riesgos para la salud y el medio ambiente asociados al uso, comercio y eliminación de plaguicidas.

Establecido en 2011, el SAPReF es un grupo de reglamentadores de plaguicidas de los países miembros de la Comunidad de Desarrollo de África Austral (SADC) que trabajan conjuntamente en temas relacionados con el manejo de plagas y plaguicidas. El desafío principal hasta el momento ha sido la falta de un plan de acción convenido para reducir los riesgos que plantean los plaguicidas y cómo fortalecer su reglamentación y manejo.

La reunión dio cita a 52 participantes de 14 países (de los 15 miembros de la SADC), en representación de los ministerios de la Agricultura, el Medio Ambiente y la Salud, incluidas cinco autoridades nacionales designadas ante el Convenio de Rotterdam, así como otros asociados como el Instituto de África, la Unión Africana (UA), el Mercado Común de África Oriental y Austral (COMESA), las oficinas regionales y nacionales de la FAO, el Consejo Fitosanitario Interafricano (IAPSC), la Agencia Sueca de Productos Químicos (KEMI), la Comunidad de Desarrollo de África Austral (SADC), la Universidad de Ciudad del Cabo (UCT) y la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La reunión fortaleció la cooperación y la comunicación regional entre los participantes y aumentó la sensibilización en favor del Convenio de Rotterdam en la región. Prestó asistencia técnica a las Partes para dar seguimiento a sus obligaciones en virtud del Convenio y facilitó la incorporación del trabajo del Convenio en las actividades nacionales relacionadas con la reducción de los riesgos asociados a los plaguicidas.

Los participantes se mostraron extremadamente motivados e incluyeron la aplicación del Convenio de Rotterdam como una prioridad en el Plan de Acción del SAPReF para 2015-2016. Además de establecerse metas a largo plazo, también se lograron resultados concretos tanto durante como poco después del taller.

Durante la reunión dos países aportaron listas de productos químicos prohibidos y otros están dispuestos a seguirlos. Se revisaron y actualizaron en caso necesario los datos de contacto de todas las autoridades nacionales designadas, y tres países recibieron ayuda para nominar sus nuevas autoridades nacionales designadas. Christine Fuell, Coordinadora de la Secretaría de Rotterdam en la FAO, resaltó la importancia de “mantener actualizados los datos de contacto de las autoridades nacionales designadas como medio para garantizar la estrecha cooperación entre la Secretaría y los países y la prestación de una ayuda óptima”.

La formación práctica relativa a las respuestas sobre las importaciones fue todo un éxito, y varios países ya presentaron las respuestas que les faltaban. “Después del taller estamos realizando seguimientos con los países, en particular para ayudarlos a cumplir sus obligaciones y también para que hagan un mejor uso de sus oportunidades, tales como la posibilidad de señalar determinadas formulaciones plaguicidas que puedan estar causando problemas. Esperamos recibir más respuestas sobre las importaciones, notificaciones e incluso que se presente una propuesta de formulación plaguicida extremadamente peligrosa como resultado del taller”, afirmó Christine Fuell.

Todos los países, excepto dos, ya son Partes en los tres convenios, y se proporcionó información sobre la ratificación de los convenios a los países que no son Partes.

Para más información tenga a bien establecer contacto con:
Christine Fuell
Secretaría del Convenio de Rotterdam
Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO)
Correo electrónico: Christine.fuell@fao.org

Entrevista con el nuevo Secretario Ejecutivo de Rotterdam (FAO)
Conozca el nuevo SE de la parte FAO del Convenio de Rotterdam, William Murray, y descubra sus expectativas para la próxima reunión del Comité de Examen de Productos Químicos (CEPQ) en Roma.

Entrevista con el nuevo Secretario Ejecutivo de Rotterdam (FAO)

Entrevista con el nuevo Secretario Ejecutivo de Rotterdam (FAO)

Entrevista con William Murray, Director adjunto, División de Producción y Protección Vegetal (AGP) Secretaría del Convenio de Rotterdam ante la Organización para la Agricultura y la Alimentación de las Naciones Unidas (FAO) en Roma, Italia, y Charlie Avis, Oficial BRS de Información Pública.

CA: Buenos días, Bill, y mis felicitaciones por su nuevo cargo de Secretario Ejecutivo para la parte del Convenio de Rotterdam dentro de la Organización para la Agricultura y la Alimentación de las Naciones Unidas (FAO) en Roma.

WM: Buenos días, Charlie, y gracias por darme la oportunidad de presentarme. Tengo una larga historia en los Convenios de Rotterdam y Estocolmo, tanto como parte de la delegación canadiense que negoció el texto de los convenios, que como parte de la Secretaría de Rotterdam. Coordiné la labor de la Secretaría de Rotterdam aquí en Roma desde 2000 hasta 2009, antes de pasar a otras tareas dentro de la FAO en el medio del proceso de consulta sobre las sinergias entre los Convenios de Rotterdam, Estocolmo y Basilea. Tengo muchos deseos de renovar mi relación con los colegas de los países miembros, en la Secretaría en Ginebra y trabajar de cerca con mi homólogo Rolph Payet en su cargo de Secretario Ejecutivo de los tres Convenios en Ginebra.

CA: ¿Cuáles son sus consideraciones sobre los progresos realizados hasta ahora en el proceso de sinergias?

WM: Al mirar los documentos de la séptima Conferencia de las Partes en mayo de este año y discutir con mis colegas aquí, en Roma, el progreso que se ha realizado hacia una mayor sinergia entre los tres convenios es impresionante. El hecho de que las dos últimas Conferencias de las Partes han presentado reuniones simultáneas de los tres convenios es en sí mismo un testimonio de los avances hacia una mayor sinergia entre las Secretarías. También seremos los anfitriones de reuniones simultáneas del Comité de Examen de Productos Químicos del Convenio de Rotterdam (CRC) y el del Comité de Examen del Convenio de Estocolmo sobre COP, aquí en Roma en octubre.

Estoy a la espera de la próxima revisión de los acuerdos de sinergias y la oportunidad de identificar lo que ha funcionado mejor para conocer las lagunas o las oportunidades con el fin de mejorar aún más las maneras de trabajar juntos.

Tengo la intención de utilizar mi conocimiento y experiencia en los Convenios para continuar fortaleciendo la cooperación y la colaboración no sólo entre los convenios, sino también con la FAO y otros asociados.

CA: ¿Qué tipo de cooperación o colaboración es la que tiene en mente - ¿Nos puede contar?

WM: Hay una serie de ejemplos que me vienen a la mente. Una de las áreas de continua preocupación para los países, en particular para los países en desarrollo, se refiere a los riesgos asociados con el uso de plaguicidas. La FAO es reconocida como la principal organización internacional que trabaja en asuntos relacionados con la gestión de plaguicidas incluido el Programa Inter-Organizacional para la Gestión Racional de Productos Químicos (IOMC) y el Enfoque Estratégico para la Gestión de Productos Químicos a nivel internacional (SAICM, por sus siglas en inglés). Los países han pedido una acción concertada sobre "plaguicidas altamente peligrosos" y una propuesta ha sido desarrollada por la FAO conjuntamente con la Secretaría del Convenio de Rotterdam, la OMS, el PNUMA y la Secretaría del SAICM, para ser considerada por la cuarta Conferencia Internacional sobre la Gestión de Productos Químicos (ICCM4) en el corriente de este mes en Ginebra.

A través de las ventajas obtenidas del proceso de sinergias en los últimos 10 años, podemos esperar que se presenten más oportunidades para los convenios para trabajar con países de distintas maneras, por ejemplo para el alcance de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Un ejemplo de esto es el objetivo 12, que incluye una referencia explícita a "la gestión ambientalmente racional de los productos químicos y desechos a través de su ciclo de vida" -, pero sobre todo en el caso de los plaguicidas, también hay nuevas oportunidades en el marco de los sistemas de producción de alimentos sostenibles y el creciente reconocimiento de las funciones esenciales de los servicios de la diversidad biológica agrícola y los ecosistemas, como la polinización.

CA: ¿Qué pasa con la cooperación con otras partes de la FAO?

WM: La creación de la Secretaría Conjunta FAO / PNUMA del Convenio de Rotterdam en 2004 fue un ejemplo único de cooperación entre las dos organizaciones internacionales. Desde entonces la fusión de las Secretarías en Ginebra, y el nombramiento de un único Secretario Ejecutivo ha mejorado la visibilidad de los convenios, manteniendo su condición de entidades independientes. Al mismo tiempo, la parte de la Secretaría de Rotterdam en la FAO, responsable de plaguicidas, ha creado oportunidades para aprovechar el trabajo del Convenio.

La Secretaría del Convenio de Rotterdam ha sido identificada como una Actividad Técnica Corporativa de la FAO, un área encomendada de trabajo para la cual se asignan recursos específicos. La Conferencia de la FAO en junio 2015 asignó 1,5 millones de dólares para apoyar a la Secretaría en 2016-2017.

La Secretaría trabaja en estrecha colaboración con más de 18 funcionarios técnicos de las oficinas regionales y subregionales de la FAO en todo el mundo, parte de una red global que cubre más de 180 países, entre ellos 5 Oficinas Regionales, 9 oficinas subregionales, y 80 Representaciones de la FAO. Estos colegas, con conexiones y un profundo conocimiento de las condiciones regionales y nacionales, son un recurso muy valioso.

CA: ¿Cómo integrar la labor del Convenio de Rotterdam en esto?

WM: El programa de trabajo recomendado por la Conferencia de las Partes en el Convenio de Rotterdam, se alinea con el marco estratégico general de la FAO y en la medida de lo posible está integrado en el trabajo de la organización en la reducción del riesgo de plaguicidas. Una ventaja es que somos capaces de evitar la duplicación de trabajo, identificar las sinergias en el trabajo a nivel regional y nacional, y aprovechar el uso eficaz de los recursos disponibles a través del Convenio.

Por ejemplo, la Secretaría unió fuerzas con el Equipo de Gestión de Plaguicidas de la FAO, así como socios internacionales en la convocatoria de una reciente reunión del Foro sobre los Reguladores de Plaguicidas de Sudáfrica '(SAPREF) (Harare, 27 a 30 julio 2015). Participaron en el encuentro, representantes de 14 países (entre ellos autoridades nacionales designadas o ADN del Convenio de Rotterdam ), y ha desarrollado un plan de acción estratégico para reducir los riesgos para la salud y el medio ambiente asociados a la utilización, el comercio y la eliminación de los plaguicidas. Uno de los resultados fue que la aplicación del Convenio de Rotterdam fue identificada como una prioridad en el Plan de Acción SAPREF para 2015 -2016 mientras que también se ha avanzado en la presentación de las respuestas sobre la importación, las notificaciones o medidas reglamentaria firmes, así como una posible propuesta de una formulación plaguicida severamente peligrosa.

CA: Una última pregunta, por favor. ¿Cuáles son sus expectativas para la próxima reunión del CEPC, que usted ha mencionado antes, y que se celebrará en la sede de la FAO en Roma del 26 al 28 de octubre?

WM: Bueno, es el trabajo altamente profesional del Comité de Examen de Productos Químicos que permite el logro de los objetivos del Convenio. Este Comité realiza una gran labor científica y mi esperanza es que basándose en la información y documentación disponible sería capaz de confirmar que los criterios establecidos en el anexo II del Convenio han sido respetados por cada una de las notificaciones de medidas reglamentarias firmes para la atrazina, carbofurano y carbosulfan. Estos tres plaguicidas probablemente podrían entonces formar parte del procedimiento de CFP en el futuro y la información sobre el riesgo para la salud humana y el medio ambiente se intercambiarían de forma estructurada para que las partes puedan tomar medidas para proteger su población y su medio ambiente. También espero que la propuesta para considerar el dimetoato CE 400 g / L como una formulación plaguicida extremadamente peligrosa satisfaga los criterios establecidos en la parte 3 del anexo IV del Convenio. Esta es una gran oportunidad para los países en desarrollo y los países con economía en transición para alzar sus voces a nivel mundial con respecto a los problemas que deben enfrentar con ciertas formulaciones plaguicidas. Y, por supuesto, espero que los proyectos de documentos de orientación de decisión para las parafinas cloradas de cadena corta y los compuestos de tributilestaño puedan finalizarse y ser luego sometidos a la Conferencia de las Partes, con miras a su adopción en 2017.

CA: Muchas gracias por su tiempo y bienvenido a bordo!

WM: Gracias, Charlie, por esta oportunidad!

Inclusión del metamidofos en el anexo III del Convenio
La enmienda para la inclusión del metamidofos entra en vigor el 15 de septiembre de 2015. Se invita a las Partes a que transmiten la respuesta sobre su importación antes del 15 de junio de 2016.

Inclusión del metamidofos en el anexo III del Convenio

Inclusión del metamidofos en el anexo III del Convenio
 
Decisión de la CdP-7 sobre el metamidofos
La CdP-7 decidió someter el plaguicida al procedimiento de consentimiento fundamentado previo, a fin de mejorar el intercambio de información y la responsabilidad compartida respecto de este producto químico.

Decisión de la CdP-7 sobre el metamidofos

Decisión de la CdP-7 sobre el metamidofos

La CdP-7 decidió por unanimidad incluir el plaguicida metamidofos, el cual se ha utilizado ampliamente - y aún se utiliza en determinados países - como insecticida y acaricida en cultivos de manzanas, frutas de hueso, tomates, coliflor, brécol, calabazas, algodón, frijol de soja, patatas, cereales, remolacha azucarera, tabaco y otros cultivos. De conformidad con el Centro de Investigación para el Desarrollo Internacional, el metamidofos se utiliza en arrozales en grandes cantidades.

El metamidofos es un organofosfato extremadamente tóxico que causa graves efectos adversos a la salud humana.

Además se identificaron riesgos graves y a largo plazo para los invertebrados acuáticos y artrópodos benéficos. También se identificaron riesgos para las aves y mamíferos al ingerir insectos muertos y posiblemente por otras vías de exposición.

Se clasifica como de la Clase de toxicidad 1b de la Organización Mundial de la Salud.

La OMS distingue cuatro clases de toxicidad:

  • Clase 1-a: productos sumamente peligrosos
  • Clase 1-b: productos muy peligrosos
  • Clase 2: productos moderadamente peligrosos
  • Clase 3: productos poco peligrosos

El sistema se basa en la determinación de la dosis letal media LD50 para ratas, por consiguiente un agente líquido oral con un LD50 de hasta 5 mg por kg de peso corporal pertenece a la clase I-a, de 5 a 50 mg/kg, a la clase I-b, de 50 a 500 mg/kg, a la clase II, y a partir de 500 mg/kg a la clase III. Los valores pueden diferir en el caso de los agentes líquidos orales y los agentes dérmicos.

El proyecto de documento de orientación para la adopción de decisiones sobre el metamidofos que sirvió de base para la séptima reunión de la Conferencia de las Partes en el Convenio de Rotterdam puede descargarse aquí.

Page 10 of 14First   Previous   5  6  7  8  9  [10]  11  12  13  14  Next   Last